Los Estados miembros deciden seguir adelante con las nuevas cuestiones de propiedad intelectual

Ginebra, 4 de mayo de 2001
Actualidades UPD/2001/130

Los Estados miembros de la Organización Mundial de la Propiedad Intelectual (OMPI) clausuraron la primera reunión del Comité Intergubernamental sobre Propiedad Intelectual y Recursos Genéticos, Conocimientos Tradicionales y Folclore preconizando la continuación de los debates sobre los aspectos de propiedad intelectual de los tres ejes que constituyen la labor del Comité.

El Sr. Francis Gurry, Subdirector General, calificó este hecho de "consenso histórico" y dijo que constituía "una nueva orientación del sistema de propiedad intelectual para hallar los distintos modos de utilizar la propiedad intelectual".

"Esta primera reunión ha dado como resultado la clara decisión por parte de todos nuestros Estados miembros de abordar esta cuestión conjuntamente con la Secretaría del Convenio sobre Diversidad Biológica (CDB) y, obviamente, la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO) y su Comisión de Recursos Genéticos. De este modo, la labor que realicemos completará y se coordinará con la labor que realizan actualmente la Secretaría del CDB y la FAO", declaró el Sr. Gurry en una conferencia de prensa celebrada tras la reunión, añadiendo: "el mandato que hemos recibido de nuestros Estados miembros como consecuencia de esta reunión consiste en elaborar cláusulas contractuales tipo de propiedad intelectual relacionadas con el acceso a los recursos genéticos y a la distribución de beneficios".

En lo tocante a los conocimientos tradicionales y el folclore, el Comité convino en que la aplicación del sistema actual de propiedad intelectual planteaba ciertos problemas conceptuales. Por lo general, el sistema de propiedad intelectual prevé una fecha de creación, una duración limitada de la protección, y un autor identificable para cada uno de los derechos que contempla. Por el contrario, los conocimientos tradicionales son un cuerpo vivo de conocimientos que se completa y se repone con el tiempo. Carece de fecha precisa de creación y la titularidad no es individual sino colectiva.

Durante la reunión, los Estados miembros expresaron su intención de alcanzar un acuerdo acerca del modo de utilizar la propiedad intelectual para proteger los conocimientos tradicionales. A este respecto, se podría comenzar por designar los componentes de los conocimientos tradicionales que podrían protegerse. Los participantes solicitaron asimismo a la Secretaría que recabara información empírica para determinar hasta qué punto el sistema tradicional de propiedad intelectual se ocupa de este tipo de conocimientos.

El Sr. Gurry, que supervisa la labor de la OMPI relacionada con las cuestiones mundiales de propiedad intelectual, dijo que los resultados de la reunión eran alentadores. "Habida cuenta de que es el comienzo de un proceso internacional, se trata de un resultado muy positivo puesto que, en primer lugar, plasma el deseo de considerar la economía basada en los conocimientos de manera global e integradora, incluyendo a los conocimientos tradicionales. Éste es el verdadero significado de este logro ya que el sistema de propiedad intelectual es, obviamente, un instrumento de política económica y su aplicación a los conocimientos tradicionales significa reconocer tanto la contribución económica de los conocimientos tradicionales como su contribución cultural". Añadió asimismo: "En segundo lugar, considero perfectamente correcta la postura adoptada por los Estados miembros de definir previamente los elementos a fin de solucionar los problemas conceptuales que plantea la titularidad colectiva y el hecho de abordar un cuerpo vivo de conocimientos sin fecha precisa de comienzo y sin punto final determinado en su vida económica. Y en tercer lugar, puede sernos sumamente útil contar con información sobre las posibles limitaciones del sistema actual".

El Sr. Gurry anunció que la OMPI presentará a la próxima reunión del Comité Intergubernamental, que se celebrará en el último trimestre de 2001, cláusulas contractuales tipo de propiedad intelectual para acceder a los recursos genéticos y a la distribución de beneficios. Añadió que esto brindaría la oportunidad de establecer mejores prácticas para utilizar el sistema de propiedad intelectual a los fines de la distribución de los beneficios.

Para más información, diríjase a la Sección de la OMPI de Relaciones con los Medios de Comunicación y con el Público:

  • Tel: (+41 22) - 338 81 61 or 338 95 47
  • Fax: (+41 22) - 338 88 10
  • Email: publicinf@wipo.int.